Podrido Rima con Jodido

La peste era intolerable. Un hedor a muerto que se introducía nariz arriba a punzonasos. Busqué en el cesto, pero sólo había papeles más bien inocentes; cuentos desechados, hojas de la escuela y cosas así. ¿Sería algo que traje en un zapato? Revisé las suelas. Nada. Haciendo de tripas corazón, traté de concentrarme en el olor. Quizá podría encontrar alguna pista. Fue una tarea sumamente desagradable, pero dio resultado. Era indiscutible que el olor pertenecía a la clase que emiten los cuerpos en descomposición; como carne podrida.

Hipótesis: Un ratón entró al cuarto. Llevaba en las venas suficiente veneno para morir. Y, en efecto, murió en algún rincón del cuarto.

Objetivo: encontrar el cadáver y deshacerse de él.

Método: revisar minuciosamente cada escondrijo posible. Mover muebles. Levantar colchones, etc. Y empezar de inmediato.

La cama voló de una esquina a otra del cuarto. El buró cedió, por fin, a mis empujones. Las cajas de libros fueron vaciadas una a una. La ropa sucia y limpia fue clasificada (como hace un par de semanas reclamaba mi madre) y olfateada hasta la saciedad. Todo en balde.

Bien, no has sido tan meticuloso. Es necesario pasar al próximo nivel. Saqué una por una las gavetas. Revisé debajo del ventilador y la lámpara. Busqué dentro de la grabadora y de la walkman. Los bolsillos del pantalón y la mochila. Pero, otra vez, me vi frustrado. Con lo único que me topé fue con tremenda coriza; que, por otra parte, me hacía el favor de congestionarme la nariz.

Un animal pequeño tarda en descomponerse por completo… ¿cuánto? ¿cinco días? ¡cinco días! Ok. Ok. ¿tres…? ¿Dónde puedo dormir tres noches? ¿En el cuarto de mi madre? En casa de mi novia no puedo, sus padres son más correctos que Jesús. En casa de mi amigo Yamiel. Porque lo que es aquí, no hay quien se quede.

Ya tenía tremendo dolor de cabeza, pues, coriza o no, el olor era insoportable. Fue entonces cuando me sacudió una visión fatídica. En mi hombro había una pequeña mancha negra. No era más grande que un lunar, y supuraba un líquido viscoso. La idea me golpeó como un tren: era yo el que me descomponía.

Hipótesis: ninguna.

Objetivo: controlarme a todo trance, evitar el pánico.

Método: Dos calmantes super-fuertes, los mismos que toma mi madre para dormir. De esos que eliminan la conciencia.

Y los tomé sin agua. Me miré en el espejo esperando a que hicieran efecto. No funciona, no funciona.  ¿Qué es eso? ¿Qué más? ¡Ay!… ¿qué se yo?… ¡gritar!

– ¡MAMÁ! –En mi reflejo pude observar que mi nariz era simplemente una verruga podrida y fétida.

Mi querida madre entró en la habitación corriendo y dispuesta a todo para ayudarme; pero sólo empeoró las cosas, porque apenas traspasó las puerta vi que toda ella estaba podrida. Mis gritos se oyeron en Marte. Entonces llegaron mi hermana y el niño de tres meses. El bebé lucía bien; pero mi hermana estaba tan podrida como mami. Entre las dos lograron sentarme. Vaso de agua. Mimos que rechacé con espanto.  El nene en el piso jugando con el reguero, y los calmantes que empezaban a trabajar mi química.

Hipótesis: es tan sólo una idea mía… vamos ¿cómo te vas a estar pudriendo en vida?… y ellas ¿por qué?… la peste está sólo en tu imaginación….

Objetivo: olvidar este hedor insoportable. Es simple delirio, provocado por el abuso de drogas fuertes y alcohol. Es un espejismo; eso es. Sí, eso es. Esa es la palabra correcta. Espejismos tu nariz y tu hombro…

Método: no sé… Dos calmantes super-fuertes antes de dormir… consultas con el psicólogo… Bañarse con agua caliente, evitar la pulmonía y practicar yoga… Eliminar la evidencia por medio de una intervención quirúrgica no supervisada…

Me planté frente al espejo del baño como un luchador de sumo. Afinqué los pies al piso con toda mi voluntad de resistencia.  Destornillé la maquinita y extraje la cuchilla de afeitar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s